Inicio » Escapada de primavera: Carmelo, Uruguay

Escapada de primavera: Carmelo, Uruguay

Nada mejor que romper la rutina de la pareja y tomarse el buque juntos. A sólo tres horas del Puerto de Tigre, se encuentra Carmelo. La pequeña ciudad uruguaya, rodeada de naturaleza, es un destino ideal para relajarte y hacer un paréntesis. Por su calidéz e intimidad, es uno de los lugares más elegidos para ir de luna de miel o hacer una escapada de a dos. Tomate unos días lejos de todo y viví desconectada y a puro romanticismo. Vas a volver con la energía renovada.

La ciudad –a sólo 70km de Colonia– se fundó en 1816 y le debe su nombre a la Virgen del Carmen. Cuenta la leyenda que la Virgen aparecía en el monte y producía milagros. Hoy Carmelo continúa rodeada de mitos: dicen que ronda La llorona, que hay túneles secretos que recorren la ciudad y fantasmas que visitan las iglesias. Lo cierto es que sus calles parecen detenidas en el tiempo. Los perros andan sueltos, los chicos van y vienen en bicicleta y las casas conservan los techos altos y los ventanales abiertos. La gente es amable y tiene una calma que sólo los pueblos y las ciudades chicas logran mantener.

Las propuestas que ofrece son variadas y hay para todos los gustos: actividades náuticas, visitas a bodegas y fincas, hospedajes exclusivos, delicias gastronómicas y caminatas al aire libre.

El Resort Four Seasons es uno de los mejores hoteles rioplatenses: tiene 44 hectáreas de bosques de pinos que le dan al lugar una paz y encanto especial. Cada rincón sorprende con piezas de arte y esculturas asiáticas. Las habitaciones están especialmente acondicionadas para disfrutar la noche a la luz de las velas, tomando una copa en la terraza privada o en el jacuzzi del cuarto. Además el hotel cuenta con Spa, piscinas, canchas de tenis, playa privada, campo de golf, viñedos, restaurantes y todo el confort necesario para pasarla genial con tu pareja.

Otra opción es alojarse en la Finca Narbona, una bodega rodeada de jardines, viñedos y muebles antiguos que tienen el espíritu de la campiña francesa. El casco original de Narbona es de 1900, tiene cinco habitaciones exclusivas decoradas con espejos y tinas de los años veinte. El lugar ofrece degustaciones de sus mejores vinos y de los quesos que ellos mismos producen.

Si lo que les gusta es hacer deportes náuticos, pueden visitar el Atracadero y Club de Yates. Ubicado sobre el Arroyo de las Vacas, cuenta con un amarradero para 120 barcos y todos los servicios necesarios para salir a navegar. Además hay parrillas disponibles para los fanáticos de los asados al aire libre.

El Carmelo Rowing Club también ofrece actividades tentadoras: travesías en canoa, salidas en bicicleta, caminatas y –para los más osados– nado en aguas abiertas del Río de la Plata. Otro lugar recomendable es Puerto Camacho: se pueden realizar actividades naúticas, comprar productos artesanales –dulces caseros, quesos, conservas y vinos– y comerse un clásico chivito uruguayo en Basta Pedro, el restaurant del Puerto.

Si vos y tu pareja son amantes del buen beber, la Bodega Irurtia es una cita obligada. Funciona desde 1913 y es una de las más tradicionales de Uruguay. Tiene 27 variedades de cepas francesas y produce tres millones de litros anuales. Las especialidades son el tannat y el viognier. Se puede visitar la cava, conocer los secretos de la historia de la bodega y degustar excelentes vinos acompañados de una buena picada.

Al atardecer, lo más lindo es salir a pasear por la Rambla de los Constituyentes a mirar el río frente al puente giratorio. El camino rodeado de jacarandás, lavandas y eucaliptos, le da al lugar una magia única e inolvidable. Carmelo es una fusión perfecta entre vanguardia y tradición. Bosques, mitos, bodegas, quesos ricos y paisajes que te van a hacer sentir como si estuvieras dentro de una postal.

Datos útiles

Cómo llegar:

Transporte fluvial:
Salidas diarias en Cacciola.

Transportes terrestres:

  • Compañía Colonia
  • Intertur –Kluver

Qué visitar:

  • Carmelo Rowing Club
  • Basta Pedro. Chivitos uruguayos, pizzas y picadas para comer a orillas del río.
  • Finca Narbona  Hospedaje, degustaciones y un restaurante de cocina de campo gourmet.
  • Bodega Irurtia: Variedad de vinos.

Dónde dormir:

  • Four Seasons Carmelo. Hotel de cinco estrellas.
  • Finca Narbona. Posee cinco habitaciones con vista a los viñedos.
  • Casa Chic Carmelo. Hotel boutique y club de campo ubicado en el balneario de Punta Gorda. Calle Límite Colonia Belgrano y Km 1 del Río de la Plata